Redes anti caídas para balcones

Redes anti caídas en tiempos de Covid 19

Redes anti caídas en tiempos de Covid 19

El balcón como símbolo.

Nunca imaginamos comenzar nuestro blog sobre redes anti caídas para niños y gatos en circunstancias tan excepcionales.  Apenas hace un mes estábamos iniciando una nueva temporada con muchos proyectos para llevar nuestras mallas de protección a más y más hogares. Qué lejano parece.

Andábamos muy liadas con cambio de web, nuevos productos para proteger ventanas y balcones, y un día a día lleno de rutinas que hoy añoramos como si fueran planes maravillosos: salir a la calle para llevar a los niños al colegio, salir para hacer cualquier recado, para ver a la familia, para quedar con los amigos, salir para llevar a los niños al parque, salir a hacer deporte, salir para andar, salir porque sí…

Era la vida antes del COVID 19 y es la vida que recuperaremos antes o después, ¡no lo dudemos! Mientras tanto, el confinamiento en casa nos está regalando grandes descubrimientos, quizá el más importante, nuestra capacidad para adaptarnos a una situación que hubiéramos considerado ficción de película mala poco tiempo atrás. Pero aquí estamos, un día más en casa y sin fecha de vuelta a la normalidad.

Si hablamos de descubrimientos de la cuarentena nos quedamos con un lugar que se ha convertido en la estrella de la casa, en el rincón más deseado, el más envidiado para los que no pueden disfrutarlo. Hablamos de los balcones, cómo no. Porque sentir la brisa y el sol sobre la piel son nuevos lujos en estos tiempos de encierro.

Debió transcurrir uno o dos segundos entre el anuncio del confinamiento y la apertura de par en par de los balcones y terrazas de toda España. A falta de calle, la vida se ha trasladado a estos lugares en los que hemos compartido música, yoga, entrenamientos, bingo, karaoke, y aplausos, muchos aplausos, a diario y merecidos; que no falten. Aplausos y homenajes a todas y cada una de las personas que se están jugando la vida para que salgamos de esta.

El balcón convertido en escenario, en gimnasio, en tablao, en parque infantil, en terracita de bar; en definitiva, el balcón convertido en símbolo de una sociedad abierta que busca en los demás la energía para seguir afrontando este gran desafío.



0